Saltar al contenido

Reflujo gastroesofágico en bebés

Reflujo-gastroesofagico-en-bebes

Una de las consultas mas frecuentes que reciben los pediatras es sobre el reflujo gastroesofágico en bebés.

Reflujo gastroesofágico en bebés
Reflujo gastroesofágico en bebés

Reflujo gastroesofágico en bebés

El reflujo gastroesofágico en bebés es un trastorno muy frecuente en infantes de escasa edad. Esto sucede porque la válvula que se encuentra en el inicio del esófago, no cierra como debería y deja que la leche recién ingerida suba nuevamente al esófago.

Aunque no requiere de un tratamiento, pero sí es necesario tomar ciertas precauciones porque resulta muy molesto para el bebé ya que los ácidos gástricos que regurgita le irritan el esófago, haciéndolo arder.

El reflujo con el tiempo mejora y desparece cuando se le comienzan a dar alimentos sólidos a la criatura. Solo en caso de que la prevención de estas molestias no funcione, el pediatra suele indicar un tratamiento que bloquea la producción de ácido o bien que acelere el paso de la leche por el estómago.

Causas del reflujo en bebés

El reflujo gastroesofágico en los bebés puede tener dos tipos de causas: fisiológico o patológico.

Aunque en la mayoría de los casos es algo normal en los bebés, se debe contemplar la posibilidad de que el bebé sufra de reflujo por otras causas, como ser la alergia a la leche (no materna).

Por esto es importante consultar al pediatra, quien realizara pruebas y recetara medicación si fuera necesario. El reflujo también puede requerir de una cirugía, pero en el caso de los bebés es muy poco frecuente.

Consejos para evitar el reflujo en bebés:

  • Ante todo consultar al pediatra para evaluar las razones del reflujo gastroesofágico en el bebé.
  • Después de comer el niño tiene que permanecer erguido, y al dormir tiene que pasar ratos boca abajo.
  • En algunos casos el pediatra aconseja espesar un poco la leche o agregarle Gaviscon para bebés, como así también alimentarlo con leche espesa para lactantes.