Saltar al contenido

Flujo vaginal abundante durante el embarazo

El flujo vaginal abundante durante el embarazo sorprende a las madres primerizas, a pesar de ser algo completamente normal. Durante la vida fértil, las mujeres experimentamos variaciones en la consistencia, apariencia y cantidad del flujo dependiendo de cada momento del ciclo. La descarga de flujo durante el embarazo se incrementa debido a que hay mayores niveles de progesterona y estrógeno en el cuerpo.

Flujo vaginal abundante durante el embarazo

El embarazo no siempre es atractivo, pero cada cambio que sucede en la mujer tiene una función o papel primordial. El flujo abundante ayuda a eliminar las bacterias potencialmente dañinas del canal vaginal, por lo que a pesar de ser desagradable, ayuda a mantener a la madre y su bebé sano y seguro.

El flujo vaginal abundante que se conoce como leucorrea, se compone de secreciones cervicales y vaginales. En general no hay motivos para preocuparse, pero siempre hay que corroborar que sea del color y consistencia normales, así como también debe carecer de olor.

Síntomas anormales en las secreciones vaginales

Flujo vaginal abundante durante el embarazo
Flujo vaginal abundante durante el embarazo

Algunos de los síntomas anormales a tener en cuenta son:

  • Un olor maloliente (especialmente después del coito, ya que puede ser signo de la vaginosis bacteriana)
  • Malestar, dolor o ardor al orinar puede ser un signo de una infección urinaria
  • Si la descarga es de líquido, claro y constante, hay que consultar con el obstetra ya que puede tratarse de líquido amniótico.
  • Si se tienen menos de 37 semanas y aparece una secreción teñida de sangre, además de otros síntomas, puede ser signo de parto prematuro.
  • Si la vulva se ve inflamada, irritada o se tiene picazón, es probable que se trate de una infección por hongos.

Cabe destacar que muchas de las infecciones por levaduras (hongos) y las urinarias, se deben a una mala alimentación. Para evitar estos inconvenientes y mantener saludable la flora vaginal es importante evitar los azucares, granos procesados y siempre tomar mucha agua.

Consejos para lidiar con el flujo abundante en el embarazo:

  • Usar ropa interior de algodón
  • Evitar los pantalones ajustados y de telas sintéticas como el nylon.
  • No realizar duchas vaginales y evitar los jabones perfumados, desodorantes y paños higiénicos con fragancia ya que pueden alterar el pH vaginal aumentando el riesgo de infección
  • Mantener siempre seca la zona genital, y siempre que se usa el papel, hacerlo desde adelante hacia atrás.